fbpx
Blog    |    Contacto   |    Newsletter
Blog    |    Contacto   |    Newsletter
Así es el cerebro en las personas con dislexia. El valor de la neurodiversidad

La dislexia es una dificultad de aprendizaje de origen neurobiológico que causa dificultades con la lectura y la escritura. (Ver Síntomas de dislexia por edades).

Hoy en día sabemos que el cerebro de las personas con dislexia tiene algunas particularidades que pueden explicar estas dificultades, y también las fortalezas que parecen estar asociadas. (Ver Características de la dislexia)

A través de este artículo vamos a profundizar en los estudios que se conocen sobre las características del cerebro de las personas con dislexia.

EL FUNCIONAMIENTO DEL CEREBRO EN LAS PERSONAS CON DISLEXIA

En las investigaciones sobre el cerebro de las personas con dislexia, tanto niños como adultos, se han observado algunas diferencias con respecto al cerebro de los no disléxicos.

Según el neurocientífico Jhon Gabrieli, hay dos áreas en el hemisferio izquierdo relacionadas con el lenguaje, que funcionan de forma diferente en las personas con dislexia. Una es la región temporal izquierda, relacionada con las letras, y la otra pertenece al área parietal especializada en unir letra con sonido.

Por otro lado, gracias a la resonancia magnética, se ha observado una menor plasticidad cerebral en las personas con dislexia, respondiendo menos a la repetición de estímulos, es decir, a la automatización.

Quizá con el tiempo podemos tener marcadores cerebrales tempranos que nos permitan realizar una intervención preventiva (Ver ejercicios para la dislexia). Sabemos la intervención es más eficaz cuando es temprana. Pero desafortunadamente estamos es un modelo es el que esperamos a que el niño falle en la escuela para intervenir. Lo ideal sería intervenir en la guardería o en el primer grado (Ver Cómo diagnosticar la dislexia).

LAS PERSONAS CON DISLEXIA UTILIZAN DIFERENTES RUTAS CEREBRALES PARA LA LECTURA

Los científicos que estudian el cerebro han encontrado que los adultos con dislexia que desarrollan una buena capacidad de lectura utilizan diferentes vías neuronales en comparación con las personas sin dislexia. 

Las investigaciones sugieren que existen dos vías independientes para la lectura: una que es típica para la mayoría de los lectores y otra que es más efectiva para las personas con dislexia



Vamos a mencionar algunos estudios que abordan esta cuestión, tal y como lo ha resumido Abigail Marshall para la página Dyslexia The Gift:

Estudio NIMH con adultos con dislexia

Los investigadores Judith Rumsey y Barry Horwitz  utilizaron la tomografía por emisión de positrones (TEP) para comparar el flujo sanguíneo cerebral regional (rCBF) entre hombres con dislexia y sin dislexia.

En el área derecha del cerebro, los hombres con dislexia tuvieron niveles de activación más altos que los controles durante las tareas de lectura de palabras, que se correlacionaron positivamente con una mejor capacidad de lectura. Para el grupo de control sin dislexia, el mismo patrón de activación se correlacionó negativamente con la capacidad de lectura.

Un estudio longitudinal: comparación de resultados 

Un equipo de investigadores dirigido por Sally Shaywitz en la Universidad de Yale encontró que los individuos con dislexia que se convierten en buenos lectores tienen un patrón cerebral diferente al de los lectores sin dislexia, o aquellos con dislexia que siguen teniendo un rendimiento lector pobre. 

Durante la prueba de procesamiento fonológico, ambos grupos con dislexia mostraron menos activación de las áreas izquierda posterior y temporal del cerebro en comparación con el grupo de control. Sin embargo, aquellos con dislexia que habían mejorado su lectura también tenían una mayor activación de las áreas temporales derechas y las áreas frontales derecha e izquierda.

Para más detalle de los estudios, ir a esta ENTRADA

Impacto de estos hallazgos para la educación

Estos estudios de imágenes cerebrales muestran que los métodos de enseñanza que pueden funcionar bien para una gran mayoría de los escolares pueden ser contraproducentes cuando se usan con niños con dislexia. Quizá los métodos tradicionales de refuerzo de la conciencia fonológica deben de complementarse con ejercicios que estimulen las áreas del hemisferio derecho del cerebro.

En ese sentido, nuestro programa de estimulación cognitiva, DytectiveU, tiene en cuenta el refuerzo de las fortalezas individualizadas de cada niño, puesto que sabemos que son muchas veces esas fortalezas las que ayudan a compensar las dificultades.

¿CAMBIA EL CEREBRO CON EL ENTRENAMIENTO PARA LA DISLEXIA?

Un reciente estudio publicado en la revista Nature (ver enlace AQUÍ) examinó la mejora en las habilidades lectoras y el crecimiento de la sustancia blanca cerebral en niños con dificultades de lectura. Se recolectaron datos a través de resonancia magnética durante ocho semanas de entrenamiento en lecto-escritura (Ver ¿Hay tratamiento para la dislexia?) y los datos mostraron tanto un aumento considerable de las habilidades de lectura como un aumento de la sustancia blanca del cerebro.

El Dr. Jason Yeatman, uno de los investigadores de este estudio, dice que aunque la dislexia normalmente se considera permanente, sus hallazgos muestran otra cosa. El entrenamiento intensivo ayuda a mejorar las habilidades de lectura y también recablea el cerebro, cambiando los circuitos de lectura.

Para Yeatman, la labor de los profesores está infravalorada, deberían considerarse como «ingenieros del cerebro que ayudan a los niños a construir nuevos circuitos cerebrales implicados en importantes habilidades académicas, como la lectura».

La buena noticia para los lectores con dificultades es que se les puede enseñar a leer y mejorar su ortografía, independientemente de su edad o su diagnóstico de dislexia anterior. Los profesores pueden ayudar a reconfigurar el cerebro de estos estudiantes al evaluar y desarrollar herramientas que ayuden a mejorar la ortografia, la conciencia fonológica, el reconocimiento de palabras y la fluidez lectora, entre otras habilidades cognitivas.

Ver Cuentos y libros para la dislexia

EXISTE UNA RELACIÓN ENTRE LA SUPERACIÓN DE LA DISLEXIA Y LA SUSTANCIA GRIS DEL LÓBULO FRONTAL DEL CEREBRO

Recientes investigaciones han encontrado que una mayor densidad de neuronas en el lóbulo frontal predice el éxito en la lectura en las personas con dislexia.

Las personas con dislexia «resilientes», es decir, que exhiben altos niveles de comprensión lectora a pesar de su dificultad con la decodificación fonológica, parece que tienen una característica cerebral diferente: exhiben una mayor sustancia gris en el córtex prefrontral dorsolateral, en el hemisferio izquierdo del cerebro. Esta área específica del cerebro se encarga de funciones ejecutivas y de control cognitivo, incluyendo funciones como la memoria de trabajo, la regulación de la conducta y la toma de decisiones.

Los investigadores se preguntaron si la existencia de esa mayor sustancia gris es lo que permite a los niños con dislexia superar mejor sus síntomas, o es que la superación de los síntomas implica la generación de mayor sustancia gris en el córtex prefrontal.

Lo que estos investigadores concluyeron es que es importante entrenar a los niños en habilidades ejecutivas como la memoria de trabajo, y no solamente en la conciencia fonológica, pues lo que predijo mejor la comprensión lectora en los niños fue su volumen cerebral en el córtex prefrontal dorsolateral izquierdo, independientemente de sus habilidades lectoras iniciales.

Para practicar estas habilidades, los autores sugieren que los niños realicen actividades como cocinar tartas, tocar una canción o realizar juegos de estrategia, todas ellas actividades que implican el entrenamiento en funciones ejecutivas como la planificación o la memoria de trabajo.

Desde Change Dyslexia, nosotros también trabajamos sobre esa idea en nuestro programa de refuerzo DytectiveU. A través de este juego diseñado de manera científica, se trabajan 24 habilidades cognitiva que inciden directa o indirectamente sobre la dislexia, incluyendo las funciones ejecutivas

Puedes leer el artículo completo de Science Diary AQUÍ

LEER LIBROS PUEDE MEJORAR LA CONECTIVIDAD CEREBRAL EN NIÑOS CON DISLEXIA

Hay una razón para insistir en que es mejor ver menos televisión y leer un buen libro. Cuando leemos se activa el área asociada con la recepción del lenguaje, la corteza temporal izquierda.

“Por lo general, cuando lees, tienes más tiempo para pensar . La lectura te da un botón de pausa único para la comprensión. En general, con el lenguaje oral, cuando ves una película o escuchas una cinta, no sucede esto».

Maryanne Wolf, EdD, directora del Centro para la Dislexia, Estudiantes Diversos y Justicia Social de UCLA

En un estudio realizado en la Universidad de Stanford encontraron que las imágenes obtenidas por resonancia magnética en personas que leían con intensidad una novela de Jane Austen mostraron un aumento en el flujo de sangre a áreas del cerebro que controlan tanto la función cognitiva como la ejecutiva. 

Pero, ¿qué pasa con las personas que sufren dificultad de comprensión o condiciones como la dislexia? Los científicos de la Universidad Carnegie Mellon estudiaron a niños de ocho a diez años que con dificultades de lectura. Tras cien horas de clases de entrenamiento lector,  la calidad de la materia blanca de sus cerebros mejoró significativamente. Se trata del tejido que transporta señales entre las áreas de materia gris, donde se procesa la información.

La conclusión de los investigadores es que  los cerebros de estos niños habían comenzado a reconectarse de tal manera que podían beneficiar a todo el cerebro, no solo a la corteza temporal centrada en la lectura.

Ver referencia AQUÍ

NEURODIVERSIDAD, EL VALOR DE LOS CEREBROS DIFERENTES

«Cuando pensamos en diversidad, la mayoría de nosotros piensa en cosas como las diferencias étnicas o la orientación sexual. Pero existe otra forma de diversidad que tal vez ignoremos: la neurodiversidad. Se presta poca atención a aceptar a la gente que tiene mentes neurológicamente diferentes por lo que son, poca atención a descubrir y celebrar sus puntos fuertes, poca atención a hallar un lugar en la sociedad que valore sus diferencias«.

MacEachron en un video para Now This

«Creo que la moneda tiene dos caras», ilustró MacEachron. Y en su opinión, la cara de los puntos fuertes y los intereses especiales necesita más atención.

En una conferencia a la que asistieron personas con dislexia, la experta observó que en ciertos aspectos la eclipsaban: podían entender el panorama global de las conversaciones y las conexiones entre las cosas con más claridad y rapidez que otras personas. «Hay investigadores que teorizan que esta ventaja del pensamiento panorámico puede deberse a que las neuronas de las personas con dislexia con más alargadas«, ilustró. Citó el libro The Dyslexic Advantage (La ventaja disléxica, de Brock y Fernette Eide, que se acaba de traducir al chino) como un buen compendio de esas ventajas.

Ver referencia AQUÍ

CONCLUSIONES

A través de estas líneas hemos revisado diferentes estudios sobre las diferencias en el funcionamiento cerebral de las personas con dislexia. A continuación vamos a resumir las conclusiones:

  • El cerebro de las personas con dislexia es diferente al de aquellas sin dislexia.
  • Las personas con dislexia tienen conexiones alteradas en dos áreas del hemisferio izquierdo relacionadas con el lenguaje: la temporal izquierda (relacionada con las letras) y una zona parietal especializada en unir letra y sonido.
  • Las personas con dislexia pueden tener menor plasticidad cerebral, dificultando los procesos de automatización.
  • Las personas con dislexia utilizan rutas diferentes para la lectura eficiente que las personas sin dislexia. Cuando las personas con dislexia son capaces de leer de forma eficiente, se activan áreas del hemisferio derecho que no se activan en las personas sin dislexia.
  • El entrenamiento en lecto-escritura mejora la lectura de las personas con dislexia y además modifica y recablea su cerebro, siendo esta una evidencia de su eficacia.
  • Además, existe evidencia de una relación entre la superación de las dificultades de la dislexia con un aumento de la sustancia gris en la región frontal del cerebro, sugiriendo la importancia de trabajar las funciones ejecutivas para mejorar la dislexia.
  • La lectura aumenta la sustancia blanca del cerebro en las personas con dislexia
  • Las personas con dislexia pueden destacar en otras habilidades, gracias a las diferencias de su cerebro. Parece que son mejores en el procesamiento global y panorámico, y tal vez se debe a que sus neuronas son más alargadas.
  • Debemos considerar la neurodiversidad como un valor y adaptar la enseñanza a estos patrones diferentes de activación cerebral.
  • Desde Change Dyslexia trabajamos sobre esa idea en nuestro programa de refuerzo DytectiveU, reforzamos no solo las debilidades, también las fortalezas de los niños, pues sabemos que son las que ayudan a compensar las debilidades.

Escrito por Luz Rello y Clara Pavón

Ver también:
La dislexia y el aprendizaje del inglés
Dislexia y altas capacidades
Tipos de dislexia

También te pueden interesar...

Leave a Reply